El arte de desaparecer.

Y el orgullo reconcomido por no haberte visto marchar, por no haberte podido dar un beso y una despedida. Me quedo con una carta llena de borrones por culpa de las lagrimas. La última vez que nos vimos me pediste perdón ¿Perdón por qué? Ahora lo se, ya lo habías pensado, lo tenias todo planeado.

Alguien me avisó que eras como Houdini, te escapabas de cualquier lado, todo te acababa cansando y te ibas sin decir una palabra, te ibas a otra ciudad, a otro mundo, a otra realidad. Me quedo mirando al río de asfalto, esta vez sin a penas coches, me quedo aquí sentado en un banco de piedra bebiendo una cerveza más, suspirando sin intención de decir nada, viviendo porque no queda más remedio.

Te he compuesto dos canciones y media, dos son de amor y la media de odio. Te he compuesto una sonata improvisada que alcanza el zenit en ningún momento, que se acaba cuando no se debía acabar.

He conversado con la luna y he visto su lado oscuro, he subido y me he quedado sin oxigeno.

Era tu sonrisa, tu mirada enmascarada, tus palabras aferradas a mentiras inconclusas, eras tú, lo eras entera. Era tu música y tu manera de disfrutar de ella, era tu voz cantando Herculean y Country House, eras esos besos que se vendían en cada esquina de mi casa.

Casi podrías llamarte droga porque me volví adicto a tus curvas, me volví un yonki de tu cuerpo, me volví fan acérrimo de tus palabras. Quiero colocarme una vez más con ese olor a vainilla y que me de un subidón. Engancharme de nuevo a la mierda que más pega.

Otro cristal roto en mis zapatos, sangre en la mano y nada de dolor, si no fuera porque mi sangre aún fluye diría que te has llevado mi corazón y el de otros tantos en tu maleta, que los coleccionas y te deleitas mirándolos. O quizás es que a ti te lo robaron hace ya mucho.

Yo te podría haber fabricado otro corazón.

Anuncios

Publicado por

vibilefleu

«Confío siempre ganarme la vida con mi arte sin tener que desviarme nunca de mis principios ni el grueso de un cabello, sin traicionar mi conciencia ni un solo instante, sin pintar si quiera lo que pueda abarcarse con una mano solo por darle gusto alguien o por vender con más facilidad.» -Gustave Coubert.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s